2020 fue el año con la cifra más alta de masacres en Colombia desde 2014

Por: Caracol Radio –

La Oficina de los Derechos Humanos de Naciones Unidas en Colombia presentó su informe sobre la situación en el país en 2020 en donde afirma que se registró un aumento de la violencia, especialmente en los territorios y comunidades rurales.

La representante Juliette de Rivero señaló que su oficina documentó 76 masacres y sigue verificando otras cinco durante ese año. Por esa razón afirma que fue el año con las cifras más altas de masacres desde 2014. Estas implicaron la muerte de 292 personas y según la ONU este tipo de problemáticas han venido incrementando desde 2018.

La oficina en Colombia también documenta 248 homicidios de excombatientes de las Farc desde la firma del acuerdo de paz de 2016. Además lamentó que hubo 795 amenazas contra líderes sociales y defensores de derechos humanos y afirma que estos continúan en un gran estado de vulnerabilidad e indefensión.

La ONU también dice que le preocupa la falta de avances en la adopción de una política pública y criminal con respecto al desmantelamiento de las organizaciones criminales. Por esa razón dice que es urgente adoptar esa política a través de la Comisión de Garantías de Seguridad del Acuerdo de Paz.

De Rivero manifiesta que se reunió con el fiscal Francisco Barbosa y acordaron reforzar la cooperación y asistencia técnica «en el área de desmantelamiento de estructuras criminales generadoras de violencia».

La Oficina de Derechos Humanos destaca el sistema integral de justicia implementado en Colombia y afirma que es urgente que todos los sectores de la sociedad aporten información relevante para que la Comisión de la Verdad pueda cumplir su mandato.

Destacó nuevamente los avances de la Jurisdicción Especial para la Paz y reconoce la valentía de los que están trabajando para que se conozca la verdad. En ese tema de Rivero afirma que «preocupan las afirmaciones de actores que buscan desacreditar la imparcialidad e independencia de estas instituciones y de las personas que hacen parte del sistema integral».

En sus recomendaciones hace un llamado a «redoblar los esfuerzos en la implementación de todos los capítulos del Acuerdo de Paz». Para eso señala que es necesario «reforzar las garantías de seguridad previstas en el acuerdo, así como incrementar la presencia integral del Estado en los territorios más afectados.

También «reitera la necesidad de intensificar la reforma rural integral y avanzar con la transformación territorial siempre teniendo en cuenta a las comunidades.

Link Original.